Stepán, un gato de 13 años, ha ganado gran popularidad en TikTok con una serie de videos en lo que se le ve sentado frente a un vino o un cóctel, iluminado por luces de discoteca y acompañado por el sonido de canciones famosas.

Lo más llamativo de todo es la expresión triste y desesperanzada de su rostro, con la cual muchos internautas y seguidores de Stepán se han sentido identificados, porque les recuerda a esas reuniones, cumpleaños y fiestas familiares aburridas en las que alguna vez todos hemos estado.

 

En diálogo con el portal TJournal, su dueña —una mujer ucraniana que prefirió permanecer en el anonimato— cuenta que decidió abrirle una cuenta en TikTok y en Instagram a su minino porque "quería mostrárselo a todo el mundo". "La expresión de su rostro es un arte aparte", asegura.

 

Según la mujer, a Stepán le encanta sentarse en la silla donde aparece en sus videos y muy a menudo se queda allí dormido. Su propietaria ha sabido aprovechar esta circunstancia, y agregando el ambiente y la música adecuados, ha conseguido crear clips sencillos, pero divertidos y atractivos para el público. 

Hasta la publicación de este artículo, Stepán cuenta con más de 432.000 seguidores y 18,7 millones de 'me gusta' en TikTok, y más de 46.000 suscriptores en Instagram.

Fuente. Actualidad.rt.com