La estremecedora letra de 'Dancing With The Devil', el tema donde Demi Lovato canta sobre su sobredosis

Esta semana ha estado llena de emociones para Demi Lovato. La cantante ha presentado los dos primeros episodios del documental Dancing With The Devil, un conjunto de charlas en las que habla en profundidad sobre la sobredosis que sufrió en julio de 2018. Ahora también ha lanzado una canción bajo el mismo título cuya desgarradora letra refleja la agonía que ha sentido la artista en referencia a sus adicciones.

Hace tan solo unas horas que se ha producido el lanzamiento y el nombre de Dancing With The Devil  ya es tendencia en las redes sociales. Y no es para menos. Los avances sobre el contenido del documental han sido estremecedores: desde los derrames cerebrales que sufrió Demi Lovato hasta la violación por parte de su propio camello mientras estaba debatiéndose entre la vida y la muerte.

Demi Lovato ha querido desnudarse ante las cámaras para relatar su experiencia vital pero también lo ha hecho como mejor sabe: cantando. La artista de 28 años ha presentado la canción de Dancing With The Devil que incluye unos versos de lo más estremecedores.

“Es solo una pequeña ralla blanca. Estaré bien. Pero pronto esa pequeña ralla blanca se convierte en una pipa pequeña de cristal. Remedio de papel de aluminio, casi tomó lo mejor de mí. Sigo orando para que no llegue el final de mi vida”, reza el tema.

El estribillo de la canción es un grito de socorro en el que Demi Lovato expresa claramente cómo se sintió el día de su sobredosis: “Estaba bailando con el diablo, fuera de control. Casi llego al cielo. Más cerca de lo que crees. Jugando con el enemigo, jugando con mi alma. Es muy difícil decir ‘no’ cuando bailas con el diablo”. En esta parte hace clara alusión a lo cerca que estuvo de la muerte.

En el puente final, Demi Lovato relata cómo es sentirse dependiente de una sustancia, como le ha pasado a ella con las drogas y el alcohol, y cómo al final la situación puede irse de control: “Pensé que conocía mi límite. Sí, pensé que podía dejarlo. Sí, pensé que podía alejarme fácilmente. Pero aquí estoy, cayendo sobre mis rodillas. Rezando por tener días mejores y que se lleven este dolor. ¿Podrías perdonarme, por favor? Señor, lo siento por haber bailado con el diablo”.

El lanzamiento de la canción ha ido acompañado de una actuación en directo desde el hotel Beverly Hilton, en Los Ángeles, donde tanto las habitaciones como el aparcamiento se han llenado de personas ansiosas de escuchar a Demi Lovato en directo. El show fue magistral y la voz de la artista brilló con la única compañía de un piano.

La estremecedora letra de 'Dancing With The Devil', el tema donde Demi Lovato canta sobre su sobredosis
Watch the video

Esta semana ha estado llena de emociones para Demi Lovato. La cantante ha presentado los dos primeros episodios del documental Dancing With The Devil, un conjunto de charlas en las que habla en profundidad sobre la sobredosis que sufrió en julio de 2018. Ahora también ha lanzado una canción bajo el mismo título cuya desgarradora letra refleja la agonía que ha sentido la artista en referencia a sus adicciones.

Hace tan solo unas horas que se ha producido el lanzamiento y el nombre de Dancing With The Devil  ya es tendencia en las redes sociales. Y no es para menos. Los avances sobre el contenido del documental han sido estremecedores: desde los derrames cerebrales que sufrió Demi Lovato hasta la violación por parte de su propio camello mientras estaba debatiéndose entre la vida y la muerte.

Demi Lovato ha querido desnudarse ante las cámaras para relatar su experiencia vital pero también lo ha hecho como mejor sabe: cantando. La artista de 28 años ha presentado la canción de Dancing With The Devil que incluye unos versos de lo más estremecedores.

“Es solo una pequeña ralla blanca. Estaré bien. Pero pronto esa pequeña ralla blanca se convierte en una pipa pequeña de cristal. Remedio de papel de aluminio, casi tomó lo mejor de mí. Sigo orando para que no llegue el final de mi vida”, reza el tema.

El estribillo de la canción es un grito de socorro en el que Demi Lovato expresa claramente cómo se sintió el día de su sobredosis: “Estaba bailando con el diablo, fuera de control. Casi llego al cielo. Más cerca de lo que crees. Jugando con el enemigo, jugando con mi alma. Es muy difícil decir ‘no’ cuando bailas con el diablo”. En esta parte hace clara alusión a lo cerca que estuvo de la muerte.

En el puente final, Demi Lovato relata cómo es sentirse dependiente de una sustancia, como le ha pasado a ella con las drogas y el alcohol, y cómo al final la situación puede irse de control: “Pensé que conocía mi límite. Sí, pensé que podía dejarlo. Sí, pensé que podía alejarme fácilmente. Pero aquí estoy, cayendo sobre mis rodillas. Rezando por tener días mejores y que se lleven este dolor. ¿Podrías perdonarme, por favor? Señor, lo siento por haber bailado con el diablo”.

El lanzamiento de la canción ha ido acompañado de una actuación en directo desde el hotel Beverly Hilton, en Los Ángeles, donde tanto las habitaciones como el aparcamiento se han llenado de personas ansiosas de escuchar a Demi Lovato en directo. El show fue magistral y la voz de la artista brilló con la única compañía de un piano.