La obsesión de Katy Perry por seguir una alimentación vegana le ha jugado una mala pasada a la cantante que ha sido foco de numerosas críticas por pretender que su perro se una al menú vegano, exento de carnes pescado, leche, queso, huevos y hasta miel. 

“Estoy sobre un 95% preparada para ser 100% vegana… Mi perro Nugget me ha estado acompañando en esta aventura durante los últimos cuatro meses. Rezan por nosotros, ¿vale?”, ha señalado Perry.

Los usuarios se lanzaron inmediatamente a replicar el comentario, esperando que se trate de un apoyo emocional y no de un intento de sumir al animal en este tipo de dieta. “Espero que Nugget tan solo te haya estado acompañando en darte apoyo emocional. Los perros no deberían ser veganos así que por favor continúa dándole lo que necesita. También quiero decir que ser imperfectamente vegana está bien, tan solo hacerlo lo mejor que puedas y no fustigarte por ningún error”, le escribía un usuario. La cantante no ha respodido a estos mensajes.

 

Fuente. Kiss Fm